expr:class='"loading" + data:blog.mobileClass'>

domingo, 25 de noviembre de 2012

MAGDALENAS DE LACIANA

Si hay unas magdalenas que me traen recuerdos de la niñez son las de Laciana. Las comprabámos en una pequeña tienda de barrio que había en la calle de atrás, la tienda de Chelo.  Ésta era la hija de la dueña, cada vez que mi madre me mandaba allí iba todo el camino deseando que no estuviera la madre, era la persona más cascarrabias que uno se puede imaginar, no sé si la vida le había dado muchas amarguras  o quizás era así por naturaleza, lo que sé es que tenía una cara de ogro que no se podía aguantar. El caso es que allí íbamos a por estas magdalenas tan deliciosas, no las comíamos a diario, pero el día que se compraban para mí era un motivo de alegría. Son de esas que en cuanto las metes en la leche se apoderan de toda la que encuentran a su paso, deliciosas. Siempre tuve curiosidad como se hacían y el otro día cogí un libro en la biblioteca de platos típicos bercianos y allí estaban. 
Laciana es una comarca situada entre Asturias y El Bierzo y su gastronomía es una mezcla de ambos lugares. En algún pueblo todavía se habla el Patsuezu (leonés) en peligro de desaparición.  Muchas zonas fueron castigadas por los cielos abiertos, el motor económico de la zona, aunque en la actualidad se buscan otras vías de futuro debido a la crisis de la minería. Fue declarada reserva de la Biosfera en el año 2003. Si tenéis la ocasión no dejéis de visitar esta maravillosa comarca. Mientras os dejo estas magdalenas para que vayáis conociendo su gastronomía. 


NECESITAMOS ESTOS INGREDIENTES:

200 gr de harina.
6 cucharadas  de leche.
6 cucharadas  de azúcar.
6 cucharadas mantequilla (se puede sustituir por 6 de aceite de oliva suave o girasol, aunque no quedan tan buenas).
3 huevos.
3 cucharaditas de café de levadura.
Ralladura de limón.


LAS PREPARAMOS ASÍ DE FÁCIL:
Batimos los huevos, la ralladura y  el azúcar  con la batidora de varillas durante unos 15 minutos.
Mezclamos la leche con la mantequilla derretida y se la añadimos en un hilillo (como para hacer mayonesa) sin dejar de batir .
Añadimos la harina junto con la levadura que previamente tenemos  tamizada con movimientos envolventes.
Metemos en la nevera por espacio de una hora mínimo, si es más tiempo mejor.


Ponemos las cápsulas de magdalenas en moldes para muffins o flaneras individuales para que no se abran y formen el copete y llenamos tres cuartas partes.
Introducimos en el horno previamente caliente a 210º durante unos 15 minutos, la bandeja la colocamos una fila por debajo de la mitad.


Y listas, el resultado creo que salta a la vista, de verdad están tan buenas como parecen. Para hacerlas a diario podemos sustituir la mantequilla por aceite de oliva suave o girasol, salen muy buenas también, cambia un poco el sabor, pero de esta manera aligeramos considerablemente el colesterol.
Espero que os gusten. Os deseo a tod@s un buen comienzo de semana.

33 comentarios:

  1. No me extraña que, a pesar del aspecto de ogro de la repostera, no dejarais de asistir a diario, porque estas magdalenas reclaman a kilómetros ser adquiridas para degustarlas. Me encanta el copete que se les queda es fantástico.
    Besos

    ResponderEliminar
  2. Qué aspecto tan bueno tienen!!! Una historia muy entrañable. Me ha gustado mucho tu entrada y la receta!!
    Besos

    ResponderEliminar
  3. Qué ricas!!!Tienen la misma pinta que las magdalenas de toda la vida de mi pueblo. Si saben igual fijo que triunfan, jaja
    Besos

    ResponderEliminar
  4. ufff pero que corte tienen esta magdalenas niña, que super esponjosas se ven y que buenas tienen que estar, de buenas ganas me comia un par de ellas ahora mismo. besitos

    ResponderEliminar
  5. Jajja asi que era cascarrabias?.... pero no por eso dejabas de ir a comprar sus magdalenas eh ?...Por un bollito asi , se hacía cualquier sacrificio verdad ? ..... Yo recuerdo cuando iba a comprar con mi padre un trozo de bizcocho que vendían al peso, era tipo bica, Iossssss como lo disfrutaba ....y hoy en dia los guajes están de vuelta de todo ...enfin ese es otro tema que me desvio jajaja...
    Desdeluego que tus magdalenas están impresionantes. Tienen un señor copete y llaman a gritos hasta al que no es dulcero. No se si vive la señora en cuestión que mencionabas, si es asi y las viera seguro que le alegrabas el dia y en vez de un gruñido te ofrecería una buena sonrisa de oreja a oreja.
    Besinos mil preciosidad, me encanta leerte, que lo sepas ;)

    ResponderEliminar
  6. Que ricas que ricas...Lo mejor del desayuno de las mañanas... bueno y la del café del mediodia.. y la de la noche!

    Un saludo CaprichosDjorge

    ResponderEliminar
  7. Que ricas las magdalenas caseras, yo también he hecho este fin de semana.

    Saludos.

    ResponderEliminar
  8. Vine a tomar un cafetín para charlar un rato y conocernos mejor... Me parecen perfectas para acompañarlo esas galletas de canela que hiciste hace unos días...
    Mucho rico y bien hecho por aquí, así que me quedo a seguirte.
    Besotes. Nos vemos!

    ResponderEliminar
  9. Que pinta tan deliciosa tienen estas magdalenas, se ven super jugosas. me quedo por tu blog.
    cocinando con cintro. saludos. :-))

    ResponderEliminar
  10. Hola Maky.

    Madre mía qué riquísimas! Me encantan las magdalenas y de vez en cuando las hago, así que éstas se van para mi colección porque me parecen deliciosas. Bueno, eso y que te quedaron divinas.

    Un saludo.

    ResponderEliminar
  11. Menudas magdalenas más tiernas y esponjosas se ven, qué ricas madreeee!!!

    ResponderEliminar
  12. Te han quedado con un copete precioso ... seguro que te transportaran a tu niñez por que se ven ricas y esa foto de la madalena partida , toda una provocación
    Besitos

    ResponderEliminar
  13. Una receta rica y facil de memorizar. una pinta deliciosa te han subido de maravilla, besitos

    ResponderEliminar
  14. Que ricas hija, estas magdalenas las preparo pronto, no hay más que verlas para saber que están de escándalo!!!
    No conozco Laciana, la buscaré cuando vuelva en verano a El Bierzo!!
    Besotess

    ResponderEliminar
  15. Gustarme no, me han encantado y más aún la historia que llevan y la gracia que me ha hecho el que no quisieras ver a esa mujer!

    besazos

    ResponderEliminar
  16. Que magdalenas mas buenas ,subidinas y esponjosas
    para tomar con un cafetin en el desayuno de mañana ,que envidia
    besinos

    ResponderEliminar
  17. Mmmm !Qué pinta! y parecen bastante fáciles, ¿cuántas te salen para estas cantidades?

    ResponderEliminar
  18. Que ganas tengo de preparar magdalenas, pero nunca me quedan bien...despues de ver estas vuestras...que son geniales, me dan ganas de ponerme con ellas...!!!
    Besos

    ResponderEliminar
  19. Holaa!! Pensé que te seguía y no lo hacía, ay, madre! Mil perdones :) Estas magdalenas se ven una auténtica delicia...y ese copete, madre mía, pero si está perfecto. Con tu permiso me apunto la receta! Biquiñosss :)

    ResponderEliminar
  20. Hola Maky, la verdad es que te han quedado de lujo, parecen dibujadas, tan redondas y con su punto de dorado.
    Y encima son de las que traen historia, las mejores, las de la niñez.
    Besotes mi niña.

    ResponderEliminar
  21. Pues desde luego estas magdalenas no tienen la cara de la señora que las vendia, jeje la pobre mujer sus motivos tendria yo desde luego me llevo la receta porque me han enamorado te han quedado perfectas. Mil besicos

    ResponderEliminar
  22. Por favor,estan que se salen!!!!Te han quedado divinas....con tu permiso,me las llevo.
    Besets.

    ResponderEliminar
  23. que dulzura de magdalenas chiquilla!
    saluditos.

    ResponderEliminar
  24. Ummmmm amooos me da isgual que fuese o no fuese cascarrabias estas magfalenas bien valian aguantar un ratin a la señora jis..jis.
    Sabes una cosa mi costyllo trae unas de una panaderia de Villablino cuando va a esquiar a Leitariegos no se si seran las mismas pero por comprobarlo que no sea estan entre el sobao y la magdalena asi que mañana las hago na mas levantarme no sea que luego no me de tiempo y me pille el toro que cuando se trabaja de tarde la mañana pasa volanfo.
    Te han quedado de lujooooo .
    Bicos mil potita miaaa.

    ResponderEliminar
  25. Jolin dan unas ganas de darles un bocadoooo, besiños

    ResponderEliminar
  26. Tienen muy buena pinta y seguro que están muy ricas, pero cuidado con el humor, pues la que las hacía tenía "mala leche".
    Besos
    Jorge.

    ResponderEliminar
  27. Son impresionantes reina, dan ganas de pegarle un bocado a eses copetes!!!

    besines

    ResponderEliminar
  28. Que buen aspecto tienen. Te han quedado perfectas.

    Besos.

    ResponderEliminar
  29. Que buena pinta tienen las magdalenas, te han quedado fenomenal. Acabo de conocer tu blog, me gusta lo que he visto y me quedo como seguidora, te invito a visitar mi blog.
    Besos
    Cocinando con Montse

    ResponderEliminar
  30. Que ricura! las tengo que probar. Me quedo de seguidora. Besos

    ResponderEliminar
  31. Te las copio seguro, me encanta la foto de la que está abierta y se vé tan esponjosa!

    ResponderEliminar
  32. Me alucina el copete de estas magdalenas! BRUTALES.

    ResponderEliminar
  33. Que tiernitas y jugosas, divinas con un cafetillo.

    ResponderEliminar

Muchas gracias a tod@s los que pasáis por mi cocina y dejáis vuestros comentarios, se que a veces cuesta un poco ya que el tiempo es un bien precioso y no disponemos mucho de el, no siempre puedo contestarlos todos, lo que si os aseguro es que los leo con mucho cariño y que estaré encantada con vuestras opiniones , consejos y críticas . Así que de nuevo un millón de gracias.